martes, 9 de agosto de 2016

Maquillaje: Fallos en el ritual 'beauty' que los profesionales perciben.


Fashion Trends Argentina

 

La respuesta es sencilla: probablemente se estén cometiendo errores de maquillaje que se desconocen o que no se tienen asumidos como tales, esos que (casi) únicamente ve el ojo experto.

Pero la resolución no tiene por qué ser desoladora, sino una oportunidad para repasar esos detalles que en muchas ocasiones resultan ser lecciones básicas que jamás habría que perder de vista. "A todas nos ha pasado el excedernos al marcar el ojo o elegir una base que no era la correcta", comenta Teresa Martín Castilla, maquilladora con más de diez años de experiencia. "Son errores de los que se van aprendiendo, pero hay que continuar e innovar, porque el maquillaje es un mundo maravilloso por descubrir, lleno de color y de vida", continúa. Tomae papel y lápiz,  toca recordar la lección.

Fashion Trends Argentina
No elegir la base adecuada


Y no solamente a la hora de elegir el tono se comenten errores (que levante la mano la que nunca haya fallado al elegir y se haya ido a casa con un color más oscuro del correspondiente), sino también en la fórmula. "Puede que se nos cuartee, que nos dé grasa o saque brillos", comenta Teresa. Por eso, buscar una base de maquillaje que sea la perfecta para nuestra piel es absolutamente necesario y no habría que dejarse llevar por recomendaciones que pueden inducir a error: que a tu amiga le funcione bien cierta marca, no implica que sea la mejor para ti. Conocer bien el rostro será el primer paso para descubrir cuál será ese maquillaje que lo hará resplandecer. ¿Un último tip? No abusar de la cantidad, porque "pueden verse brillos y caer en el temido efecto máscara", remata la maquilladora.

Desconocer el correcto posicionamiento del blush

El producto (y el gesto) con el que se puede pasar de un saludable efecto 'buena cara' a una recreación más o menos realista de esa entrañable Heidi. "Si no se aplica bien, el error es garrafal", cuenta Martín. "Deberíamos buscar tonos naturales, como rosados, melocotones y terracotas no muy oscuros", continúa. Además, lo ideal sería evitar la concentración del rubor en el centro de las mejillas para extenderlo (mejor con una brocha biselada) a lo largo del pómulo. 
 
Fashion Trends Argentina
Demasiado corrector, demasiado claro

A pesar de que se trata de la herramienta destinada a disimular esas incómodas imperfecciones y ojeras, hay que ser especialmente cuidadosas con el corrector. Tal y como señala Teresa, "el abusar de este producto puede producir que acentuemos líneas de expresión y las propias ojeras. Este suele ser uno de los pasos donde más se suele fallar, porque es muy común no elegir el tono adecuado y aplicar grandes cantidades". Para recrear esa piel perfecta, lo mejor es decantarse por colores que sean exactamente del mismo tono de la piel (y nunca más claro) y aplicarlo a pequeños toques, sin arrastrar el producto, para que se funda perfectamente en el rostro.
 
Matificar en demasía


Maquillaje: Fallos en el ritual 'beauty' que los profesionales perciben. Los polvos traslúcidos, ya sean sueltos o compactos, son una herramienta útil para algunos, casi mágica para otros. Ya se sabe: con ellos, la base de maquillaje permanece fija más tiempo, los brillos indeseados se mantienen a raya e incluso puede probarse la técnica del baking para disimular (todavía más) los poros. Pero todo poder conlleva una gran responsabilidad y el abuso de los polvos traslúcidos puede arruinar el look. Tal y como la experta señala, este es un error en el que celebrities como Eva Longoria, Nicole Kidman o Christina Aguilera han caído en numerosas ocasiones, puesto que el exceso de capas de producto puede provocar acartonamiento que, combinado con correctores e iluminadores excesivamente claros, da como resultado cortes poco favorecedores en el rostro.


 
Descuidar las cejas

De ellas se dice que son el marco de la mirada, frase repetida hasta la saciedad y ya (casi) un cliché. Pero aún hay personas que no tienen claro el poder que esta zona (a veces descuidada) puede tener a la hora de transformar el maquillaje. "Hay que elegir tonos naturales y, por supuesto, nunca negro. Si no, endureceremos mucho nuestras facciones", explica Teresa Martín. "Un color adecuado sería un marrón que lleve algo de ceniza para matizar cualquier tonalidad rojiza. Y que sea de textura no grasa, para no marcar demasiado", remata.

No usar (y cuidar) las herramientas necesarias y adecuadas

Quizás suene obvio, pero también es un factor olvidado y con una importancia tan capital que jamás sobrará recordarlo: de nada sirve querer recrear ahumados de impresión o pieles de porcelana si el rostro y las brochas empleadas no están sanas y en buen estado. "El no utilizar brochas o pinceles en la aplicación del maquillaje hace que queden zonas sin difuminar o algunas más maquilladas que otras", dice Teresa. "Además, a veces alargamos mucho su uso y si no se limpian a menudo, quedan saturadas de producto y bacterias que luego van a parar a nuestra piel al volver a utilizarlas". Una piel que, precisamente, para la maquilladora habría que limpiar con el mismo mimo. "Hay que cuidarla, hidratarla, exfoliarla, ponerle alguna mascarilla de vez en cuando; una vez al mes, una limpieza en profundidad y, por supuesto, desmaquillarse todas las noches. Es uno de los errores más comunes, más importantes y al que hay que poner remedio cuanto antes para lucir un buen maquillaje y una piel perfecta".
Fuente: http://www.vogue.es

jueves, 28 de julio de 2016

Piel: Cuidados de la piel en el invierno.


cuidado de la piel

 Estos pequeños cambios mejorarán tu pelo, piel, uñas y cuerpo durante este invierno. Consejos para el cuidado de la piel



1 ¡Humectá el rostro! Las necesidades de tu piel cambian con las estaciones, por lo tanto, es esencial adaptar nuestra rutina de cuidado de la piel en consecuencia.  Se acerca el invierno, necesitamos más nutrición y protección de los elementos. Cambiá tu lavado de rostro regular por una leche de limpieza nutritiva y asegurate de que tu humectante contenga ingredientes como manteca de karité, vitamina E y aceite de argán, los cuales nutren la piel sin dejar una película grasa.
2 Cuida tus cutículas Masajeá con un poco de aceite para cutículas en las uñas justo antes de irte a dormir. Esto las fortalecerá a largo plazo y garantizará que estén bien humectadas.
3 Resaltá los labios Usar lápiz labial en un color llamativo implica poder llevar mucho menos maquillaje, perfecto para cuando estás apurada. ‘Un labio intenso hace parecer que hiciste un esfuerzo’, afirma la artista maquilladora Linda O’Connell.
4 Optá por el bronceado Los bronceadores son el producto perfecto para ayudarte a simular un brillo saludable con efecto sol, así que no los guardes solo para el verano. Optá por una sombra clara sin brillo. Con una brocha kabuki, extendela con cuidado sobre las áreas de tu rostro donde el sol da naturalmente: las sienes, la frente, las mejillas, la punta de la nariz y a lo largo de la mandíbula.
5 No te olvides del protector solar... ¡incluso en días que no puedes ver el sol! Hacelo fácil: elegí un humectante diario con un factor de protección solar para asegurarte de que la piel esté protegida de futuras arrugas y decoloración.
6 Hilo dental Todos los días. Cepillar solamente limpia el 65 % de la superficie de los dientes, omitir el uso de hilo dental no solo produce halitosis, sino también puede causar gingivitis. Hermoso.
7 Bebé mucha agua Al menos ocho vasos de agua por día: es una de las medidas de belleza más baratas y fáciles de aplicar. Hidratar el cuerpo desde el interior garantizará que tu piel luzca suave y humectada.
8 Aplicá la máscara de pestañas vos misma Invertí en una máscara de pestañas nueva. Los tubos de máscara de pestañas son un gran terreno fértil para las bacterias, y después de aproximadamente seis meses la fórmula comienza a descomponerse debido a la exposición al aire, por lo cual comprá uno nuevo dos veces por año. Si notás un olor rancio fuerte que emana del tubo, desechalo de inmediato.
9 Dejá de fumar AHORA El cigarrillo disminuye el flujo de sangre al tejido facial, lo que hace que la piel luzca amarillenta y gris. Asimismo, la acción de fruncir los labios crea líneas en el labio superior e inferior.
10 Mantenete fresca No hay nada como un baño o ducha caliente, pero el agua muy caliente seca la piel y puede provocar capilares rotos y arañitas. ¡Resistí el encanto del baño con agua hirviendo!
11 Descubrí el aceite Los aceites faciales son excelentes para reponer, revitalizar y regenerar la piel, dado que trabajan a un nivel muy profundo. Además, la acción de masajearlos en la piel ayuda a la microcirculación, dándole un brillo rosado a la piel.
12 Organizá tu portacomésticos Dedicá una hora para organizar tu maquillaje y desechar los productos viejos. Todo lo que luzca o huela dudoso debe desecharse. Limpiá los delineadores para ojos y labios sacándoles punta. Mientras seguís con eso, limpiá todas tus brochas de maquillaje (¡en realidad esto debe hacerse una vez por semana!) Usa un shampoo suave y asegurate de apoyarlas en una superficie plana y limpia para que se sequen.
13 Visitá a tu dermatólogo Es fundamental visitar a un dermatólogo para una revisión anual a fin de controlar los lunares y hablar acerca de cualquier inquietud que puedas tener en relación con la piel.
14 Peinada para el éxito El comienzo de una nueva estación es el momento ideal para cortar un flequillo, cambiar el color del cabello o cortarlo. ‘Simplemente cambiar la raya puede hacer una gran diferencia en tu peinado’, afirma la estilista Shelene Shaer.
15 Protegé tu cabello Evitá dañar el cabello aplicando un producto de protección térmica antes de usar las herramientas de estilo calientes.
16 Limpiá tu teléfono celular ¡Los celulares contienen más gérmenes por pulgada cuadrada que un baño público! Qué asco, y pensar que lo colocamos sobre el rostro con tanta regularidad. Limpiá el tuyo cada día por medio con una bola de algodón humedecida con alcohol.
17 Comenzá a usar crema para ojos Nunca es demasiado temprano, o demasiado tarde, para combatir las líneas de expresión y las arrugas.
18 Usá crema para manos con factor de protección solar Las manos están tan expuestas al sol como el rostro, por lo cual, incluso en invierno, tiene sentido protegerlas con un factor de protección solar.
19 Exfoliá Exfoliar la piel del rostro y el cuerpo al menos dos veces por semana elimina las células muertas de la piel, permitiendo que los productos que usás penetren de forma más eficaz para obtener resultados visibles.
20 Aplicá un cuidado nocturno Usá una crema nocturna que contenga retinol o ácido glicólico: está comprobado que ambos ingredientes son muy efectivos para combatir el envejecimiento y son increíbles reparadores químicos de la piel que ayudan a prevenir y disolver líneas de expresión, hiperpigmentación, textura y tonificación de la piel desiguales e incluso acné.
21 Rizate las pestañas El rizado de pestañas hace que los ojos luzcan más grandes, y que parezca que las pestañas tienen más volumen.
22 Elegí un gel de ducha nutritivo en lugar del jabón Si tu piel se irrita con facilidad o tiende a descascararse, entonces sería conveniente evitar la mayoría de los jabones, ya que probablemente secarán tu piel. Podés elegir un gel de ducha cremoso que contenga ingredientes relajantes como manteca de karité, ácidos grasos omega, aceite de coco y aceite de almendras.
23 Dejá descansar el cabello un poco Incluso el cabello más fuerte no puede resistir el ataque intensivo del peróxido o los alisantes. Hablá con tu peluquero acerca de cómo darle un descanso a tu cabello durante al menos tres meses. Esto puede requerir un corte distinto o una rutina diaria para camuflar las raíces o las ondas no deseadas, pero tu cabello lucirá mucho mejor a la larga.
24 Aplicate una máscara Estimulá la piel seca y deshidratada semanalmente con una máscara mega hidratante. Notarás una mejoría en las líneas de expresión casi de inmediato.
25 Usá fragancias Probá una fragancia nueva. Los toques cálidos de vainilla, almizcle, ámbar, lirios, maderas exóticas y ramos de flores blancas que incluyen jazmín, magnolia, neroli y pachuli funcionan bien en los meses más frescos.
Fuente:Everydayme

sábado, 7 de mayo de 2016

Cuidado del cabello y las uñas después del verano

Fashion Trends Argentina

Durante los meses de buen tiempo y sol hemos estado expuestos a condiciones que pueden resultar agresivas para el cabello, como los excesos de sol, cloro y la sal de agua del mar. Los rayos ultravioleta del sol producen un efecto que alteran la propiedades elásticas del cabello.

Después llega el otoño, y con él cambian los hábitos, las temperaturas ya no son las mismas y nuestro cuerpo siente todos esos altibajos, lo que repercute claramente en el equilibrio de nuestro organismo. Esta, es una época del año especialmente conocida por el aumento en la caída del cabello, ya que las variaciones de temperatura hacen que la actividad metabólica de nuestro cuerpo cambie y el pelo, así como las uñas o la piel, se resienta.
Fashion Trends Argentina
El estrés, también es uno de los factores que influyen en la caída del cabello. Muchos estudios demuestran que este síntoma se hace ver en situaciones de cambio como la vuelta a la oficina después de unos días de descanso; el estrés por la llegada de las vacaciones o muchas otras situaciones a las que no estamos habituados. Por lo que es muy importante intentar evitar este tipo de tensiones emocionales, tomándolo con calma, sobre todo las personas que son más propensas a la pérdida de cabello.
Además, otro factor importante es cuidar la calidad de la alimentación, con una dieta variada y equilibrada. La alimentación es importante porque el cabello, al igual que la piel y las uñas, crece continuamente, por ello necesitan un aporte continuo de nutrientes. Es un buen momento para reforzar a tu organismo con complementos alimenticios específicos para tu cabello y uñas.
Fuente: elblogdelnaturalista.com